Cuatro por jugar y aún con posibilidades

400fosterpom.jpg


Sólo cuatro partidos le restan a la temporada del 2010. Lo que pueda suceder o no con los otros equipos en la división no importan por que es algo que el equipo de los Texans no puede controlar. Lo que vaya  a suceder o no en lo que se refiere a la posible para de trabajo en la liga en la temporada entrante no importa. Una vez más, esto es algo que el equipo de los Texans no puede controlar.

Lo que si se puede controlar es como termina el 2010 el equipo de Gary Kubiak. Cuatro rivales, todos presentando retos considerables, pero de la misma manera son cuatro rivales y cuatro partidos que determinarán mucho de lo que puede ser el futuro de la franquicia. Con cuatro partidos por jugar, el equipo aún tiene posibilidades. Se ve difícil, pero aún está en la pelea.

Comenzando con el duelo de Monday Night Football este próximo lunes al recibir los Texans a los Baltimore Ravens. Houston tiene que simplemente preocuparse de jugar un partido completo y casi perfecto. Hemos visto en el último mes de partidos como los Texans pueden competir y jugar con cualquier equipo de calidad como ha sido el caso contra Philadelphia, San Diego, Jets y Jaguars. Todos estos partidos por su puesto fueron derrotas pero en todos los Texans tuvieron oportunidad de ganar tarde en el juego. Houston simplemente no ha podido superar un cuadro defensivo inconsistente y en momentos inexistente.

Pero se tiene que reconocer que los últimos tres partidos, contra los Jets, Titans, claro este partido fue contra Rusty Smith, y contra Philadelphia, el equipo se mostró algo más agresivo. En particular contra Mark Sanchez y Michael Vick se logró presión de manera consistente. Vick por su parte fue golpeado, apresurado y molestado durante los primeros tres cuartos como ningún otro mariscal rival de los Texans esta temporada. Pero a fin de cuenta Philadelphia aún pudo anotar 34 puntos. En sus últimas cinco derrotas los Texans no han limitado al rival a menos de 29 puntos y aún en sus primeras cuatro victorias permitieron un promedio de 26.5 puntos por juego. Este es un número muy alto y el motivo principal del fracaso hasta el momento de lo que ha sido la temporada 2010.

Los números indican que los Texans aún tienen posibilidades de ganar la división y de hecho no es muy complicado. Jacksinville tiene que perder contra los Colts y los Colts en la penúltima fecha de la temporada tiene que perder contra los Raiders. Cualquier otro tropiezo por Jacksonville y los Colts sería bienvenido. Pero si sólo estos dos resultados fuera del control de los Texans se dan, y Houston gana todos sus cuatro partidos restantes, el último de la temporada regular contra los Jaguars, los Texans ganarían la división gracias a un mejor récord de conferencia.

Es así de fácil! Más fácil dicho que hecho, pero la posibilidad aún existe.

Claro que nada de esto va a importar si los Texans no logran un triunfo en casa contra los Ravens en Monday Night Football. Este a fin de cuentas puede ser el reto más difícil para el equipo en el último mes de la temporada. Pero por el momento, su futuro aún está en sus manos.

Recuerde que puede sintonizar el partido de este domingo a partir de las 6:30 PM con el programa pre partido y la patada de kickoff a las 7:30 PM en las voces de Enrique Vasquez, Rolando Becerra y Fernando Hernández con el reporte de medio tiempo y el resumen del partido en KLAT 1010 AM en Houston.

*Enrique Vasquez es comentarista en la Cadena de Radio en español de los Houston Texans. Pueden sintonizar los partidos en Houston en KLAT 1010 AM. *

This article has been reproduced in a new format and may be missing content or contain faulty links. Please use the Contact Us link in our site footer to report an issue.
Advertising