Informe explorativo fecha 9


LA SEMNA PASADA:Los Colts sobre vivieron otro emocionante encuetro de Monday Night Football y vencieron a los Minnesota Vikings 31-28.

Peyton Manning lanzó para 268 yardas y cuatro touchdowns. Lanzó sólo seis pases incompletos y terminó el partido con un rating de efectividad de 144.8.

Edgerrin James corrió para 123 yardas y atrapaó cinco pases para 56 yardas pero no logró ninguna anotación. Tampoco encontró la zona de anotación el WR Marvin Harrison quien acumuló 81 yardas en recepciones.

Manning conectó en en dos pases de TD con el tight end Marcus Pollard, quien logró su cuarta y sexta anotación de la temporada. El otro ala cerrada Dallas Clark y el receptor Reggie Wayne también anotaron en pases de TD.

Los Vikings remontaron una desventaja de 14-0 y empataron el partido a 28 puntos con 2:54 por jugar en el partido pero el pateador de los Colts Mike Vanderjagt conectó en un gol de campo de 35 yardas que le dio el triunfo a los Colts.

LA SERIE:Los Texans le dieron una buena batalla a los Colts en su útimo encuentro. Houston entró al cuarto periodo con ventaja de 17-3 pero los Colts anotaron 17 puntos consecutivos sin respuesta de los Texans para llevarse el triunfo.

Houston cuenta con récord de 0-4 contra los Colts.

DEFENSIVA DE LOS TEXANS:Los Colts cuentan con el mejor ataque aéreo de la liga (promedian 298 yardas por partido).

Los 26 touchdowns y sólo cuatro intercepciones confirman la grandesa de Manning como uno de los mejores en la NFL. Ha lanzado para 2,429 yardas al completar el 66.5 por ciento de sus pases en sólo ocho partidos.

Pocos equipos han logrado detener a Manning consistentemente, aún con buena presión defensiva. La línea ofensiva es experimentada y raramente cometen errores en protección. En el 2004 esta liñea ha permitido sólo cinco capturas de QB, la mejor marca en toda la NFL.

Indianapolis hace todo lo posible para protejer a Manning al implementar formaciones de dos alas cerradas. Esto le permite a Manning protección en el juego aéreo y suficientes bloqueadores en el juego terrestre. El hecho de que Manning siempre llega a la línea de golpeo con tres jugadas, dos de acarreo y una de pase, le permite seleccionar la mejor jugada dependiendo a la formación defensiva.

"Al enfrentar a un QB como él, simplemente se tiene que poner mucha atención a los detalles," dijo el ala cerrada Robaire Smith. "Si todos hacen su trabajo, todo saldrá bien."

Lo difícil es marcar al grupo de alas cerradas y receptores que tiene a su disposición Manning. Harrison, Wayne y el especialista en tercer down Brandon Stokley cuentan con habilidad de poder anotar en cualquier momento.

Stokley, quien fue selección de cuarta ronda en Baltimore en 1999, se encuentra en su mejor temporada como profesional con 36 recepciones para 533 yardas y tres touchdowns en su labor como receptor interior.

Este domingo Indianappolis se enfrentará a una defensiva completamente distinta a la que enfrentó en su último partido contra los Texans.

Ocho jugadores de los Texans se encontraban en la lista de reserva lesionado como fue el caso de Aaron Glenn, Gary Walker y Seth Payne.

Houston contará con estos elementos importantes este domingo y por su puesto cuenta con jugadores de calidad que han reforzado al equipo como el esquinero novato Dunta Robinson y el agente libre Smith en la línea defensiva.

El juego terrestre será el mejor que ha enfrentado Houston en sus partidos contra los Colts.

Edgerrin James parece haber regresado a su nivel de antes de su lesión en su rodilla. Esta temporada promedia 4.5 yardas por acarreo (791 yardas en 177 acarreos) y ya cuenta con cinco touchdowns. Domanic Rhodes ha probado ser un suplente capaz con 91 yardas y un TD.

Los Texans se habían mostrado más efectivos contra el juego terrestre entrando al partido en Denver pero luego Reuben Droughns corrió para 120 yardas, la máxima cantidad contrea Houston esta temporada.

Indianapolis quiere más que nada dominar el tiempo de posesión con un juego terrestre efectivo. Los Colts promedian control de balón de sólo 28 minutos por partido y su entrenador en jefe Tony Dungy quiere mejorar esta cifra.

EQUIPOS ESPECIALES:El pateador Mike Vanderjagt fue perfecto la temporada pasada al no fallar ningún intento de gol de campo. Esta temporada, ha fallado ya dos de ocho intentos. Su pateador de despejes Hunter Smith promedia 45.8 yardas por patada pero los equipos de cobertura permiten un promedio de 10 yardas por devolución.

El pateador de los Texans Kris Brown falló en su único intento contra Denver -- fue el segundo intento de la temporada que falla -- y conectó en el único punto extra que intento.

Houston necesita de una mejor actuación en devoluciones de lo que logró la semana pasada ya que terminaron con menos seis yardas en devoluciones de despeje.

EQUIPO OFENSIVO DE LOS TEXANS:Un buen partido del equipo ofensivo puede contribuir a limitar a la maquina de puntos que es Indianapolis ya que los Texans se pueden encontrar en un duelo el domingo en el RCA Dome.

Houston cuenta con elementos para poder anotar en cualquier momento pero tiene que jugar mejor de lo que se vio en Denver.

David Carr no quedo satisfecho en lo mínimo de la actuación de la escuadra ofensiva en Denver. Houston, después de un buen primer avance en su primera serie ofensiva, no anotó puntos al fallar en su intento de gol de campo. La ofensiva no reaccionó hasta que era muy tarde en partido.

Uno de los dos touchdowns que anotó el equipo se dieron gracias al esfuerzo de Antwan Peek' quien tapó un despeje y se recuperó el balón e la yarda 1 de Denver.

Carr lanzó para 245 yardas pero la mayoria de estas yardas se lograron cuando el partido se encontraba fuera de su alcance.

"Tenemos mucho en que se puede mejorar," dijo Carr. "Pienso que el equipo esta mejorando poco a poco. Somos más consitentes ofensivamente y tenemos la capacidad para ser muy efectivos. Simplemente tenemos que ejecutar las jugadas y aprovechar las oportunidades que se nos presentan ya que esto eliminará algo de la presión sobre nuestra escuadra defensiva."

Los Colts por su parte no son exactamente una muralla defensiva. Lo irónico de esto es que su entrenador en jefe fue jugador defensivo en la NFL y ha funjido como coordinador defensivo previamente. Los Colts cuentan con la defensiva número 31 de la liga tras permitirle 21 puntos a Minnesota. Los Colts le permitieron 590 yardas a los Kansas City Chiefs hace dos semanas y actualmente ha permitido mas de 400 yardas totales por partido.

Esto lo puede aprovechar Houston quien cuenta con uno de los mejores quarterbacks de la liga en Carr, un receptor estelar en Andre Johnson y un running back en Domanick Davis que parece haber regresado a un buen nivel tras algunas lesiones.

Houston es el líder de la liga con 24 jugadas de 25 yardas o mas. Los Colts por su parte han permitido la cantidad máxima en la liga de 34 jugadas de 20 yardas o mas.

Para poder lograr estas jugadas grandes Houston tiene que controlar a algunas estrellas de la escuadra defensiva de los Colts.

El ala defensiva Dwight Freeney fue una fiera contra los Vikings al atrapar a Daunte Culpepper el pasado lunes en dos ocasiones y otra captura fue anulada por un castigo defensivo.

Freeny es el líder del equipo con seis capturas de QB.

"Freeney es muy bueno," dijo Capers el pasado Lunes. "Es tan veloz como cualquier otro ala de la liga y especialmente en la superficie rápida en Indianapolis es aun mas veloz. Será un gran reto pero reconocemos que no se le puede bloquear con so sólo un jugador durante todo el partido."

En la linea defensiva sus compañeros titulares son Montae Reagor, Josh Williams y Raheem Brock. Estos jugadores sólo han contribuido con dos capturas de QB pero los Colts implementan una rotacion de suplentes capaces.

Robert Mathis es el segundo en capturas en el equipo con cinco.

El esquinero Nick Harper es el líder del equipo con tres intercepciones pero sufrió una lesión en su hombro contra los Vikings y su participación el domingo es cuestionable. Esta también es la situación en la que se encentra el safety Mike Doss quien se perdió el partido contra los Vikings.

Domanick Davis tuvo algo de exito contra los Colts la temporada pasada al lograr 208 yardas y cuatro touchdowns en dos partidos. Actualmente Indianapolis permite un promedio de 116 yardas por tierra por partido.

Aun sin la amenaza de Randy Moss quien no jugo, los Vikings promediaron 5.8 yards por acarreo el pasado lunes. "Nos encontramos tan cerca en muchas jugadas de acarreo," dijo el tight end Mark Bruener. "No hemos logrado un partido estelar en el juego terrestre. Tenemos el talento en la linea ofensiva y en el backfield … Es muy frustrante el hecho de que no hemos logrado un acarreo o una jugada explosiva en el juego terrestre. Pero pronto se dará. Tenemos que mantener la calma y pronto se dará.

This article has been reproduced in a new format and may be missing content or contain faulty links. Please use the Contact Us link in our site footer to report an issue.
Advertising