Texans destacan en Denver


No fue un viaje de vacaciones a la ciudad de Denver, pero el equipo de los Texans lo aprovecharon casi a lo máximo. El viaje a la ciudad de Denver sirvió a los Texans en varios aspectos. Principalmente, ayudó para borrar de la memoria la pésima actuación de la semana pasada en Pittsburgh. No tanto por lo que fue el marcador final contra los Steelers, si no por lo inefectivo que se mostraron los equipos titulares en general. Con la excepción de una serie ofensiva de Houston, lo de más fue olvidable. Contra los Broncos, equipo que aspira a un titulo esta temporada, Houston se vio eficiente con su escuadra ofensiva y en momentos brilló como nunca.

davis_broncos082704.jpg

El regreso de Domanick Davis a su puesto de corredor titular fue un alivio para la escuadra ofensiva. Es evidente al momento que toca el balón Davis que sus mil yardas del 2003 no fueron por sólo suerte. Su velocidad y la rapidez con la cual ataca el hueco en la línea de golpeo le permiten llegar a la defensiva secundaria antes que puedan reaccionar los linebackers. Tony Hollings, quien asumió el puesto de titular en la ausencia de Davis, también es veloz pero no es tan agresivo en el momento de lanzarse hacia la línea de golpeo. Hollings cuenta con velocidad hacia el perímetro defensivo en donde se nota más cómodo con el balón. Contra los Broncos en sólo la primera mitad, esta combinación de Davis y Hollings le permitieron a los Texans 110 yardas por tierra y un touchdown para un promedio de 7.6 yardas por acarreo. Davis es efectivo entre los tackles ofensivos y Hollings ha mostrado que cuenta con la velocidad para poder atacar el perímetro defensivo.

Esta es la combinación perfecta para establecer un juego terrestre efectivo. Lo importante para Davis y Hollings es el mantenerse sano durante la temporada regular. Davis apenas vio su primera acción de esta pretemporada después de una molestia en su tobillo y Hollings se recuperaba de un golpe en sus costillas la semana pasada. Ambos son más que capaz pero se tienen que mantener en la cancha.

La línea ofensiva jugó bien en general con la excepción de un par de jugadas en las cuales el guardia izquierdo Chester Pitts fue arrollado por el tackle defensivo Trevor Pryce. En sus primeras dos temporadas como tackle izquierdo, Pitts siempre tenia la opción de poder empujar al ala defensiva hacia el costado y hacia atrás de la bolsa de protección. Como tackle, en muy pocas ocasiones tenía que enfrentar una carga a base de fuerza ya que la mayoría de las alas defensivas tratan de presionar a base de velocidad o engaños hacia adentro o hacia afuera. Pryce, fue su primera prueba contra un tackle que simplemente trató de atropellarlo a base de potencia y por lo menos en dos jugadas Pitts se vio completamente dominado. Esta temporada, Pitts se enfrentará a jugadores como John Henderson y Marcus Stroud de Jacksonville y en Noviembre, a Pryce una vez más. En dos temporadas como titular en el puesto de tackle izquierdo fueron pocas veces en las cuales Pitts fue claramente superado. Ahora como guardia izquierdo enfrentará retos distintos pero los entrenadores se sienten confiados en su habilidad.

Otro jugador que ha lucido en el campamento es el receptor Derrick Armstrong. Contra Denver, logró su primer TD de la pretemporada en una recepción brillante en la primera mitad. Armstrong terminó el partido con tres atrapadas para 34 yardas y un TD y más importante, se sigue estableciendo como un receptor que es capaz de ganarse más tiempo en la cancha como el tercer receptor.

Lo de más importancia en la escuadra defensiva, fue el juego del esquinero Dunta Robinson. En la segunda serie ofensiva del segundo cuarto, Denver lanzó pases contra Robinson en dos jugadas consecutivas logrando avanzar 53 yardas. En varias ocasiones Robinson se enfrentó al receptor veterano Rod Smith quien le engaño con casi todos los movimientos posibles. En momentos Robinson se vio perdido y en momentos se vio peor. Pero Robinson se mantuvo en la pelea y logró cinco tackleos en la primera mitad y desvió varios pases. Lo más importante para Robinson será mantener la paciencia y aunque tiene que olvidar cuando es vencido tiene que a la vez aprender de la experiencia. El QB de Denver Jake Plummer y Smith reconocieron y atacaron al esquinero novato tal como lo harán todos los rivales de los Texans esta temporada. Robinson cuenta con la habilidad para que en dado momento los rivales paguen caro el atreverse a lanzar pases en su dirección.

El partido contra los Broncos no se ganó pero se logró mucho en el proceso de preparar al equipo para el arranque de la temporada regular. La última oportunidad de afinar se dará este próximo jueves contra Tampa Bay.

Enrique Vasquez es comentarista en la Cadena de Radio en español de los Houston Texans.

This article has been reproduced in a new format and may be missing content or contain faulty links. Please use the Contact Us link in our site footer to report an issue.
Advertising