Titanes del regreso


Aún teniendo en la ciudad a su más acérrimo rival divisional, los Texans parece que han apretado el botón del sueño, como muchos de nosotros hacemos en el fin de semana de Acción de Gracias. Afortunadamente para Houston, hubo mucho tiempo para recobrarse.

Y los Texans hicieron justamente eso. Luego de permitirle a Tennessee una ventaja de 21-3 en el segundo cuarto, Houston anotó cuatro veces consecutivas para derrotar a los Titans 31-21 el domingo ante 70,729 personas en el Reliant Stadium.

El triunfo avanzó a los Texans a una marca total de 5-6 y de 3-1 en la AFC Sur. En el ínterin, Houston terminó con una racha perdedora de tres partidos consecutivos y barrió a un rival divisional por primera ocasión. Los 31 puntos de los Texans establecieron una marca de equipo. Tennessee cayó a 4-7.

davis_bulluck_titans112804.jpg

El mariscal de campo David Carr lanzó un total de 201 yardas y dos pases anotadores, siendo el segundo uno de 11 yardas al receptor Andre Johnson que le otorgó a los Texans su primera ventaja. El corredor Domanick Davis acarreó 129 yardas y anotó una vez, un acarreo de 41 yardas que aseguró el encuentro. Y la defensiva de Houston logró dos cortes de balón cruciales en el último período que sirvieron para victimizar definitivamente a los Titans.

Los Titans tuvieron primero la posesión e inmediatamente tomaron ritmo ofensivo. Su mariscal de campo Steve McNair completó sus tres primeros pases y el corredor Antowain Smith acumuló 29 yardas en sus tres primeros acarreos, y así Tennessee alcanzó la yarda 14 de los Texans en solamente seis jugadas.

Dos jugadas más tarde McNair lanzó un pase anotador de 12 yardas al ala cerrada Erron Kinney, y con solamente 4:47 de juego los Titans ya tenían una ventaja de 7-0.

Dos jugadas después del inicio de la primera serie de Houston, los Titans recuperaron el ovoide. Carr lanzó muy alto un pase con intenciones de llegar a las manos de Jabar Gaffney en segundo y cinco, y el profundo de los Titans Scott McGarrahan realizó una intercepción en zambullida, devolvió el ovoide hasta la 42 de los Texans.

McNair regresó al trabajo, convirtiendo un tercer intento con un pase de 14 yardas al ala cerrada Shad Meier antes de conectarse nuevamente con Kinney, esta vez para conseguir una anotación de 11 yardas. Así de repente los Texans estaban dentro de un agujero 14-0 abajo en el marcador. Kinney había doblado el total de anotaciones en sus anteriores diez partidos de la campaña.

Los Texans obtuvieron ayuda terrestre en su segunda marcha, gracias a la producción de Davis, quien acumuló por tierra 27 yardas, el acarreo más largo de la temporada, para llegar hasta la 44 de los Titans. Carr entonces completó un pase de seis yardas a Johnson antes de escaparse por tierra otras cuatro, para conseguir una primera oportunidad. Luego de lanzar un balazo de 11 yardas al receptor Corey Bradford, Carr había llevado a su equipo hasta dentro de la zona roja rival.

Pero la marcha se detuvo en la yarda 11. Houston estaba posicionado para un gol de campo de 29 yardas, convertido por el pateador Kris Brown, que limó la ventaja a 14-3.

La defensiva de Houston finalmente se puso firme, permitiendo un primer intento antes de que los Titans fueran forzados a despejar desde su propia yarda 43. Los Texans tomaron posesión en su propia yarda 10. Pero en el primer saque Carr se alistó para lanzar y fue enterrado por el tackle defensivo de los Titans Randy Starks en la zona de anotación. O eso parecía. El referee Larry Nemmers colocó el ovoide en la yarda uno. El entrenador en jefe de los Titans Jeff Fisher desafió el lugar donde situaron el ovoide, pero el fallo fue mantenido.

Los Texans tampoco pudieron mover las cadenas hacia adelante y Chad Stanley fue forzado a despejar desde el fondo de su propia zona de anotación. Lanzó una patada alta y profunda, pero los Titans obtuvieron posesión en buena forma en la 40 de los Texans.

Tres jugadas después McNair lanzó profundo al receptor Drew Bennett. El esquinero Dunta Robinson fue penalizado por un castigo de interferencia defensiva de 16 yardas, moviendo el ovoide hasta la yarda cuatro, desde donde McNair encontró al receptor Derrick Mason para conseguir su tercer pase anotador de la jornada.

Los Texans regresaron, utilizando a Davis tanto en el juego terrestre como en el aéreo. Una escapada de 15 yardas por fuera de la esquina izquierda le otorgó a Houston un primer intento en la 16 de los Titans. Jonathan Wells entonces ingresó por Davis y atrapó un pase anotador de nueve yardas de Carr. En la siguiente jugada Wells acarreó sin ser siquiera tocado desde la yarda siete hasta la zona de anotación, con lo que acortó la diferencia en el marcador a 11 puntos.

Davis produjo 34 de las 62 yardas de Houston en la marcha anotadora.

Los Titans entraron en problemas en la siguiente marcha, gracias al público y el temperamento de Meier. Luego de que provocaran un comienzo en falso, McNair esquivó al apoyador Jason Babin y completó un pase a Meier, a quien le cobraron 15 yardas por burlarse del rival. Tennessee despejó y los Texans tomaron posesión en su propia 29 con 2:27 por jugar en la mitad.

Carr se conectó con Johnson para avance de 11 yardas al momento que llegaba la advertencia de los dos minutos. Entonces encontró al receptor Derick Armstrong para un avance de 20 yardas que llegó hasta la 40 de los Titans. Pero una captura en tercer intento resultó en un cuarto y 10. Carr tomó el último tiempo fuera de Houston y entonces se encontró con el ala cerrada Billy Miller para avance de 11 yardas. Luego de que Carr escapara del campo de juego luego de un avance terrestre de seis yardas, Brown ingresó para intentar un gol de campo de 41 yardas. Pero McGarrahan lo bloqueó y los Titans preservaron su ventaja de 21-10.

Los Texans tuvieron el balón para iniciar la segunda mitad. Luego de que Davis consiguiera un primer intento, Carr encontró a Bradford por el centro del campo para un avance de 17 yardas que llegó hasta el territorio de los Titans. La cuarta recepción de Davis del encuentro consiguió otro primer intento y los Texans estaban haciendo lo suyo al llegar hasta la 20 de los Titans.

En tercero y cuatro Carr roló hacia la derecha para comprar algo de tiempo y lanzó un misil a Miller en el fondo de la zona de anotación. La anotación de 14 yardas fue la primera de Miller desde el encuentro de Houston contra New England la campaña pasada (23/11/03). Los Texans habían acortado la ventaja del rival a solamente 21-17.

La defensiva de Houston pareció rejuvenecer cuando ingresó en el terreno de juego. Robinson casi interceptó a McNair en primer intento, y Kinney en tercer intento se quedó corto de la marca de la primera oportunidad, forzando el primer "tres y afuera" de Tennessee. Los Texans recuperó el balón en su propia yarda 27, pero el apoyador de los Titans Keith Bulluck capture a Carr para forzar un "tres y afuera" para Houston.

Los Titans estaban cerca de la primera oportunidad en tercero y uno desde su propia 26, pero McNair soltó el ovoide mientras intentaba avanzarlo él mismo por tierra. El apoyador DaShon Polk, que realizaba la segunda titularidad de su carrera, se abalanzó sobre el balón y los Texans obtuvieron el descanso que necesitaban.

Carr se conectó con Miller para avance de 10 yardas, hasta la 17 de los Titans, antes de que nuevamente rolara hacia su derecha, encontrando a Johnson en el fondo de la zona de anotación, para conseguir un pase anotador de 11 yardas, el primer touchdown de Johnson desde el partido contra los Vikings el 10 de octubre. Los Texans tenían su primera ventaja del juego.

Pero McNair calmó a Tennessee. Completó seis pases consecutivos que avanzaron el ovoide 53 yardas, y los Titans así llegaban hasta la yarda 13 de los Texans. Entonces el arma secreta de Houston en defensiva hizo de las suyas otra vez. El apoyador Antwan Peek superó en velocidad al tackle derecho de los Titans Fred Miller y provocó que McNair soltara el balón. El apoyador Kailee Wong cayó sobre el ovoide en la 19 de los Texans, y así Houston esquivaba un tiro que podría haber sido mortal.

Un castigo de sujetando cobrado al guardia Chester Pitts retrasó a los Texans. Pero en tercero y 13, Carr lanzó un pase corto a Davis, quien corrió con el balón 15 yardas, consiguiendo un primer intento clave con poco más de ocho minutos por jugar. Pero la siguiente serie fue un "tres y afuera" y los Texans fueron forzados a despejar con 6:33 en el reloj.

McNair movió el balón hasta la 44 de los Texans, pero en el primer saque luego de la advertencia de los dos minutos su pase a Mason fue interceptado por el profundo libre Marlon McCree, quien lo regresó 24 yardas. Dos jugadas más tarde, Davis se metió a toda velocidad a través de un hoyo por el costado izquierdo, avanzando 41 yardas hasta la zona de anotación, sellando la quinta victoria de Houston en 2004.

This article has been reproduced in a new format and may be missing content or contain faulty links. Please use the Contact Us link in our site footer to report an issue.
Advertising