Una escuadra defensiva mejorando


En la primera temporada de los Texans, fue la escuadra defensiva la que cargo con el equipo. Mientras que el QB David Carr fue azotado hacia la cancha semana tras semana, jugadores como Gary Walker y Aaron Glenn, del equipo defensivo, jugaron de tal manera que fueron recompensados con una invitación al tazón de los profesionales en Hawai al final de la temporada. Después de esa primera campaña impresionante por parte de la escuadra defensiva, los pupilos de Vic Fangio, el coordinador defensivo, perdieron su efectividad debido a lesiones y otros cambios en el plantel. El resultado fue un puesto entre las peores escuadras defensivas en la liga en el 2003.

Esta temporada ha sido una mezcla de esas dos primeras temporadas. En momentos durante la primera mitad de la temporada, Houston no parecía ser capaz de detener a nada más potente que una mariposa. En momentos, como vimos las últimas dos semanas, los Texans limitaron a buenos equipos ofensivos a 16 y 21 puntos respectivamente. Un partido se perdió por falta de apoyo del equipo ofensivo y otro se ganó gracias a un esfuerzo completo del equipo entero pero especialmente de la escuadra defensiva. Si este equipo va ha lograr algo importante el resto de esta temporada, va a ser por el desempeño de la defensiva de los Texans.

Entrando a las últimas cinco semanas de la temporada regular, la escuadra defensiva de los Texans ha mostrado algunas señales de mejoramiento especialmente en lo que se refiere a robos de balón. Houston cuenta con 16 intercepciones esta temporada y 18 robos de balón totales. Lo más importante de estos robos de balón es que los Texans los han aprovechado para anotar puntos. El domingo, Houston anotó 14 puntos directamente de dos de los tres balones que robó. En la temporada, los Texans han anotado 66 puntos directamente después de robos de balón.

Por segundo partido contra Tennessee esta temporada, los Texans no permitieron ningún punto en la segunda mitad. Es el tercer partido en el 2004 en el cual los Texans no permiten puntos después del segundo cuarto y el quinto esta temporada en el cual permiten siete puntos o menos. Blanquearon a los Titans sin los servicios del LB Jay Foreman quien se recupera de una lesión en su hombro y su suplente Dashon Polk contribuyó en el partido con una recuperación de balón suelto.

En las últimas dos semanas los Texans se han visto más agresivos en sus esquemas defensivos que en cualquier momento de esta temporada. Contra Tennessee, Houston implementó varias jugadas de carga con sus esquineros como Aaron Glenn Demarcas Faggins y Dunta Robinson. Normalmente Houston manda a Dunta Robinson en presión cuando él se alinea sobre el receptor interior en formaciones de dos receptores a un lado de la cancha. El domingo, vimos a los Texans mandar cargas de la posición de esquinero en formaciones de sólo un receptor a cada lado de la cancha. Sin duda este cambio de táctica contribuyó a la presión sobre Steve McNair.

Temprano en la temporada, el entrenador de los Texans Dom Capers, confesó que los esquemas tácticos defensivos se habían mantenido sencillos y no tan agresivos por el hecho de que la escuadra defensiva contaba con jugadores jóvenes y de poca experiencia. A esta etapa de la temporada, jugadores como Robinson y Jason Babin, quien terminó el partido contra los Titans con diez tackleos y cinco jugadas de presión sobre el QB, y ultimadamente el novato strong safety Glenn Earl quien ha contribuido con 27 tackleos en cinco partidos que ha jugado como titular, los Texans ahora cuentan con jugadores jóvenes que no sólo han sido capaces pero han sido jugadores de impacto.

La escuadra ofensiva de los Texans, para bien o para mal, es la que se lleva toda la atención en este equipo. Con estrellas como David Carr y Andre Johnson, es lo natural, pero calladamente, la escuadra defensiva se ha mostrado capaz y merecedora de reconocimiento por su desempeño en la cancha. Esta escuadra defensiva que inició la campaña con problemas, claramente ha mejorado en la segunda mitad de la temporada. Si los Texans desean hacer algo especial en el 2004 lo más probable es que será logrado gracias a un buen trabajo por la escuadra defensiva.

Enrique Vasquez es comentarista en la Cadena de Radio en español de los Houston Texans. Pueden sintonizar los partidos en Houston en KLAT 1010 AM, en San Antonio en KXTN y en el Valle de Texas en KGBT.

This article has been reproduced in a new format and may be missing content or contain faulty links. Please use the Contact Us link in our site footer to report an issue.

Advertising