Vince vence a los Texans

El final, fue de película. Para los Houston Texans y David Carr en particular, fue una película de terror. En tiempo extra fue Vince Young, QB de los Tennessee Titans quien como anunciado en las carteleras, comprobó ser la única estrella en el partido al vencer a los Texans en acarreo de 39 yardas para touchdown en la primera serie de tiempo extra por marcador final de 26-20.

dayne_hittinghole121006.jpg

El partido dio muy poco en los primeros dos cuartos. Rob Bironas anotó en dos goles de campo por parte de los Titans y Houston anotó en acarreo de una yarda de Ron Dayne para cerrar la primera mitad con el marcador 7-6 y ventaja de un punto por parte del equipo de casa.

En la primera mitad los Texans lograron poco con su escuadra ofensiva al acumular 107 yardas y siete primeros y diez. Carr completó 9 de 10 pases pero para sólo 69 yardas. Tennessee por su parte también probó ser poco efectivo con 153 yardas y tal como los Texans sólo siete primeros y diez.

La segunda mitad vio a los Texans arrancar con una marcha ofensiva de 10 jugadas que cubrió 73 yardas en sólo 5:34. De las 10 jugadas de la serie, seis fueron acarreos de Dayne quien puntualizó la marcha con su segundo TD del partido para ampliar la ventaja de los Texans a 14-6. Para los Texans fue el primer partido en el cual un jugador anota dos TD's por tierra desde que Jonathan Wells anotó dos contra Arizona en la temporada del 2005.

Pero el impulso de la anotación no fue aprovechada por los Texans ya que en su siguiente serie ofensiva de los Titans, los Texans forzaron un despeje pero la ofensiva de Carr fue borrada. En tres jugadas desde su propia nueve lograron sólo ocho yardas y tuvieron que despejar. Young y los Titans retomaron el balón después del despeje desde su propia 37 y sólo cinco jugadas encontraron las diagonales. El corredor Travis Henry fue el responsable en anotar en acarreo de nueve yardas con 1:56 por jugar en el tercer cuarto para acercar a los Titans 14-13 en el marcador.

Houston anotó un gol de campo en su primera serie ofensiva del cuarto periodo en una patada de gol de campo de 49 yardas por Kris Brown y los Texans ampliaron su ventaja a cuatro puntos con 12:05 por jugar en el partido.

Young y los Titans respondieron inmediatamente al cubrir 88 yardas en 15 jugadas para tomar una vez más ventaja en el partido en lo que fue el segundo TD del partido de Henry. El acarreo de dos yardas para TD le dio la ventaja a los Titans 20-17 con 3:56 por jugar.

Esto le brindó a David Carr una última oportunidad de poder rescatar su viabilidad como quarterback para el futuro. Su equipo atrás en el marcador necesitaba de él y como ha sido el caso durante toda la temporada en jugada de tercer down y ocho desde la 34 de los Titans, Carr completó el pase con Andre Johnson para sólo seis yardas. Por lo tanto, lo único que se pudo lograr por la ofensiva fue un gol de campo de 46 yardas para empatar el partido con 2:14 por jugar en tiempo reglamentario.

La defensiva aguantó el resto del cuarto y el partido se fue a tiempo extra. Los Titans ganaron el volado de la moneda y los Texans nunca más tocarían el balón en el partido.

Tennessee tomo el balón en su propia 43 después de que Pac Man Jones regresó la patada de kickoff 36 yardas. En sólo seis jugadas Young llevó el balón hasta la 39 de los Texans. Era tercer down y 14 y los Texans parecían estar a punto de forzar un despeje de los Titans. Tal vez contra cualquier otro QB. Pero hoy los Texans se enfrentaron a alguien especial y esto fue comprobado en la última jugada del partido. Young tomó el centro y buscó receptor pero casi inmediatamente corrió por el centro de la cancha rompiendo varios tackleos pero nunca fue ni derribado ni tackleado. Young encontró la zona de anotación en acarreo de 39 yardas que ganó el partido para los Titans 26-20. El touchdown no sólo le dio la novena derrota de la temporada a los Texans pero prácticamente eliminó cualquier esperanza de que Carr rescate un futuro con el equipo de Houston especialmente en los ojos de los aficionados del equipo.

Todos dirán que simplemente fue otra derrota y que no se puede pensar en repercusiones a largo plazo. Pero todos en la tribuna del repleto Reliant Stadium y tal vez más importante muchos en el vestidor del equipo de casa saben que este no es el caso. La derrota, la cuarta consecutiva contra los Titans, servirá para marcar un punto importante en la historia de la franquicia de los Texans.

Enrique Vasquez es comentarista en la Cadena de Radio en español de los Houston Texans. Pueden sintonizar los partidos en Houston en KLAT 1010 AM, en San Antonio en KXTN y en el Valle de Texas en KGBT.

This article has been reproduced in a new format and may be missing content or contain faulty links. Please use the Contact Us link in our site footer to report an issue.
Advertising